Retraso.

Retraso.

Sí ya llevo 4 días de retraso, y todavía no me he hecho la prueba Primero porque es una prueba de orina y sé que estos test necesitan al menos unos dos semanas para poder detectar la hormona HCG en la orina y ser fiables. He oído casos en los que se han dado falsos negativos existiendo un embarazo. Y luego porque en estadios tan tempranos de embarazos, es posible que salga positivo pero que no se mantenga por problemas de implantación. Así que estoy retrasando el momento de hacer el test ( en mi anterior embarazo lo hice con una semana de retraso).

Pero contando el día probable de la concepción (de forma aproximada porque los TO no detectaron el día) , el martes o miércoles de la semana que viene se cumplirán las dos semanas, y ese sería el momento de hacerlo. Deseando hacerlo? No me muero de ganas exactamente. Me explico. Partiendo de que no hay nada seguro en esta vida,  cada día que pasa y por mi experiencia, esto tiene más pinta de embarazo. El pecho está más sensible y he notado molestias en mi útero.Lo cual es una sensación maravillosa pero al mismo tiempo me tiene aterrada.

Al mismo tiempo y por si acaso, estoy tomando medidas de precaución por si estuviera embarazada. El café solo lo he reducido, este fin de semana no quise subir una montaña de casi 3000 metros, ni una copa de vino… Tengo que confirmarlo.

Anuncios
Llega la fase lútea.

Llega la fase lútea.

Eso pienso, que estoy en la fase lútea. Desde que llegaron los TO, el día 13 de mi ciclo o sea 2 de Junio, he hecho un test diario y la tira ha salido blanco “nuclear”. Lo único rosa era la señal de control. Hoy me haré el último porque pienso que más allá del día 19 no es posible ovular (salvo que se tenga SOP, pero eso ya es otra historia). Por eso imagino que estoy en la fase lútea.

Tampoco me he quedado de brazos cruzados viendo como los TO salían negativos. Esta semana es la más activa que hemos tenido desde hace mucho, mucho tiempo. Hemos cubierto un periódo de unos 13 días aproximadamente de manera continuada. Aunque a estas alturas no tengo ningún tipo de molestias en el útero (como si pasó el mes pasado. Serán los dichosos miomas?) ni tampoco he visto nada parecido a sangrado de implantación. Y en cuanto a moco, bueno pues ha sido muy abundante y de diferentes tipos. Hubo un día en especial, el 16 de mi ciclo (5 de Junio) que yo diría que podría tener todas las papeletas ( por su flexibilidad y transparencia) para anunciar la ovulación. Pero no, si hago caso a las tiras del test. Por supuesto, lo aprovechamos bien. 🙂

En fin, que llego a la fase lútea con la conciencia de que he hecho todo lo posible para alcanzar mi objetivo. Como dice siempre mi pareja; “Bien hecho”.

pico_hormona_luteizante

 

Test de ovulación.

Test de ovulación.

Confieso que era reacia a comprar los test de ovulación. Pero tras el mes anterior en el que descubro cambios en la duración de mis ciclos (y ya van dos ciclos largos después del aborto), no me ha quedado otra opción. Pensé en tomar cada día la temperatura, pero tuve que desecharlo por mi horario. De todos modos, pienso utilizarlos como otra posibilidad junto a la observación y la cuentas de la duración de la fase lútea (15 días si no he echado mal las cuentas, el mes pasado). Vamos que mi idea es usarlos lo justito, no voy a basar todas mis posibilidades en los dichosos test.

Después de pasarme años teniendo ciclos regulares, me parecía imposible no seguir teniéndolos. De todos modos, ahora que reviso el calendario, el día antes de la ovulación (supuestamente porque ando algo perdida), tuve relaciones con mi pareja ( el mismo día y posterior fué imposible porque me tuve que ausentar de mi casa). En una mujer más joven eso seguramente habría servido para quedarse embarazada, pero en mi caso, no. Tampoco voy a creerme eso de que a partir de los 30 años las posibilidades de ser madre se reducen en un 15% cada año.Porque si fuera así de exacto, yo tendría ya  menos 210% de posibilidades. Y con nuestro primer embarazo, en un primer intento , ya vimos que era posible. Pienso que las estadísticas no tienen en cuenta las características propias de cada persona. Así que quiero romperlas.

Nuevo ciclo.

Nuevo ciclo.

Sí, empiezo un nuevo ciclo. Y el segundo en la busqueda de mi hijo/a. Lo que más me duele es que por lo visto ni siquiera me acerqué a la fecha de ovulación. Si tenemos en cuenta la regla y descontamos 14 días para atrás, justo en el día que se cumplen los 14 días, tendremos la ovulación. En fin, que haciendo esos cálculos era imposible que me quedara embarazada. Y todo lo que sentí? Y todas esas molestias? Empiezo a comerme el coco, y pienso…y si me quedé embarazada y no eran imaginaciones mías? Y si lo vuelto a perder? Tengo programada una cita para que me hagan una ecografía transvaginal a principios de Junio. El ginecólogo me la pidió para controlar el tema de los miomas ( lo que por si solos sí podrían explicar todas las molestias de la última regla) pero mientras me la hacen procuraré sacar toda la información que pueda acerca de si ha podido producirse una nueva pérdida.

Es cierto que me he comido mucho el coco con este tema. Sobre todo después de la ovulación, ya tomaba precauciones como si pudiera estar embarazada. Después de esta decepción tengo pensado abordar el tema de forma distinta. No modificaré mi vida ni mis hábitos (excursiones, bici…) hasta que no tenga un positivo en la mano. Si no actúo así, me pierdo demasiadas cosas buenas con mi pareja por un sueño que todavía no es real.

Imaginaciones mías o….

Imaginaciones mías o….

Bueno el caso es que no sé si me estaré emparanoyando demasiado. Pero llevo desde unos días después de la ovulación sintiendo cosas que normalmente no siento. He notado mi útero. Ya sé que suena un poco raro, pero yo, a estas alturas del ciclo no lo noto. Normalmente cuando viene la regla si noto como se contrae, pero es que ahora lo noté en un momento distinto. Durante unos días fueron molestias continuas. Luego desaparecieron haciéndose notar cuando llevaba varias horas en movimiento para desaparecer cuando descansaba. Y luego he estado unos días con la lágrima fácil, emocionándome con comentarios o con lo que leía. Y yo no soy muy llorona.

Lo he comentado con mi madre y me ha dicho que es imposible quedarse embarazada tan pronto. Y que seguro, las molestias son de los miomas. Por cierto que son dos, y no uno como me habían dicho al principio. (Menos mal son subserosos y estos no son del tipo que impide o dificulta la fecundación). También me ha dejado muy claro que no somos conejos ( mi madre se refería a la facilidad con la que este animalito se reproduce). Que seguridad tienen las madres!!!

Puede que sí esté demasiado pendiente. Hoy mismo, los molestias han vuelto, aunque me quedan entre 3 ó 4 días para mi próxima regla. La incertidumbre me mata.

Cambios.

Cambios.

Sigo alucinando con los cambios producidos en mi cuerpo tras el aborto sufrido a finales de marzo. Después de pasarme los últimos años ovulando a los 12 días de la llegada de mi regla, en este último ciclo, lo hice en el día 14. El cambio ha sido significativo. Primero por que  sin saber con exactitud el día de la ovulación se me ha hecho más difícil programar nuestras relaciones para que coincidan con ella (teniendo en cuenta que la vida del óvulo se sitúa entre las 12 y las 24 horas siguientes a su liberación por el ovario, no hay tiempo que perder), y segundo, porque esto altera la duración de mi ciclo menstrual y puede ser que se mantenga con regularidad para los meses siguientes.

Esta vez el moco cervical no me anunció la llegada de la ovulación. Recordad que yo no uso test de ovulación. Incluso pueden dar positivos sin existir una ovulación real, así que no me fío. Fué un fuerte dolor en el ovario izquierdo el que me alertó de que por fin la ovulación se estaba produciendo. Raro porque yo no recuerdo haber tenido  dolores en este momento del ciclo. Aquí, sí que apareció el típico moco de la ovulación, elástico, claro. El dolor se prolongó durante toda la tarde. Una sensación de calma me embargó. Mi pareja y yo habíamos tenido relaciones la noche anterior.

Ovulación.

Ovulación.

Hemos pasado unos días fuera de casa con la familia y aunque estupendos, ha sido una bendición volver a casa. Además en nuestro caso yo estaba muy pendiente de cualquier síntoma que alertara de mi ovulación. Especialmente, el moco cervical. Para poder seguir sus cambios, es necesario estar muy tranquila. En mi caso, incluso he comprobado que situaciones de estrés le afectan. Yo no uso test de ovulación. He oído muchos comentarios sobre su fiabilidad y además, siempre me fué fácil identificar los días fértiles para evitarlos, (eso en el pasado cuando nos basábamos en el método Ogino como medio de control de la planificación familiar). Es una de las ventajas de tener una regla muy regular.

Sobre el método Ogino tan criticado en el pasado, vuelve  a estar de moda. Las mujeres más jovenes que quieren disfrutar de sus relaciones sin latex, prefieren un método de planificación natural, sin elementos químicos que se acumulen en el cuerpo durante años. Es verdad que no es 100% seguro pero si tenemos en cuenta la cantidad de efectos secundarios indeseados, que llevan los anticonceptivos, y que con ellos estamos hormonándonos mes tras mes, para mi si merece la pena correr ese riesgo y utilizarlo.

Creo que estoy ovulando, crucemos los dedos.

 

metodo ogino